Noticias

Declaración de las mujeres indígenas amazónicas de la COICA frente a la emergencia por COVID-199 min read

En #AlertasOEP difundimos la reciente Declaración de las mujeres indígenas amazónicas de la Coordinadora de las Organizaciones Indígenas de la Cuenca Amzónica ante la emergencia que se ha generado por el avance de la pandemia de COVID-19 en la región amazónica y sus impactos en las vidas de las mujeres indígenas de la región que ven amenazados sus derechos fundamentales.

Coordinadora de las Organizaciones Indígenas de la Cuenca Amazónica

La Coordinadora de las Organizaciones Indígenas de la Cuenca Amazónica (COICA) y las Coordinadoras del área de mujer y la familia de sus organizaciones miembros de los nueve países de la cuenca amazónica:

AIDESEP, Asociación Interétnica de Desarrollo de la Selva Peruana

APA, Asociación de Pueblos Amerindios de Guayana

CIDOB-orgánica Confederación de Pueblos Indígenas del Oriente Boliviano COIAB, Coordinadora de las Organizaciones Indígenas de la Amazonía Brasileña CONFENIAE, Confederación de las Nacionalidades de la Amazonía Ecuatoriana

OPIAC, Organización Nacional de los pueblos indígenas de la Amazonía Colombiana ORPIA, Organización Regional de Pueblos Indígenas del Amazonas (Venezuela) FOAG, Federación de Organizaciones Autóctonas de Guayana Francesa

OIS, Organización Indígena de Surinam

Alarmadas ante el impacto del COVID-19 en nuestras comunidades donde peligra la existencia de los Pueblos y Nacionalidades Indígenas y de los Pueblos Indígenas en situación en Aislamiento y Contacto Inicial (PIACI), las mujeres indígenas de las organizaciones base de la COICA, acordamos elevar nuestro mensaje a través de la presente Declaración:

Considerando:

Que, el mundo atraviesa una crisis y emergencia sanitaria por el COVID-19 de impredecibles consecuencias, que hasta la presente fecha ha cobrado la vida de más de 445.535 personas y contagiado a más de ocho millones en casi todos los países del mundo1; a nivel de la cuenca amazónica alcanza una cifra de 315.349 casos confirmados y 11.580 fallecidos, 2 mientras que el impacto en los pueblos indígenas alcanza a 8.733 casos confirmados y 696 fallecidos en más de 127 pueblos indígenas de la Amazonia3.

Que, las mujeres indígenas históricamente han sido víctimas de todas las formas de violencia estructural, institucional y afrontan creciente vulnerabilidad producto no sólo de la exclusión y marginación a las que han sido sometidas, sino también como resultado de las características y condiciones culturales y biofísicas del entorno.

Que, ante la emergencia que afecta a las mujeres indígenas y sus familias, no cuentan con protocolos con enfoque diferencial ni con pertinencia cultural para enfrentar la pandemia en sus países y prevenir el contagio, ya que los Estados se han encargado de ignorar sus realidades, vulnerando los derechos de los pueblos indígenas.

Que, los Estados no han reconocido el trabajo de las mujeres indígenas amazónicas y sus familias, como eslabón principal para la preservación de la vida, sus territorios y de la Amazonia en este escenario de emergencia sanitaria.

Así mismo:

Que, los derechos de las mujeres indígenas y sus familias, como parte fundamental de los pueblos indígenas son reconocidos en los siguientes instrumentos internacionales:

  • Declaración Universal de los Derechos Humanos de las Naciones Unidas (adoptada por la Asamblea General de la ONU en diciembre de 1948).
  • Convenio 169 sobre pueblos indígenas y tribales en países independientes de la Organización Internacional del Trabajo – OIT (adoptado en junio de 1989).
  • Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas (adoptada por la Asamblea General de la ONU en septiembre de 2007).
  • Declaración Americana sobre los derechos de los pueblos indígenas de la OEA (aprobado en junio de 2016).

Que, los derechos de las mujeres indígenas y sus familia a mantener y fortalecer sus culturas, formas de vida e instituciones propias, a participar de manera efectiva en las decisiones que les afectan, y demás derechos que han sido contemplados en tratados internacionales, no se cumplen de forma efectiva. Recalcando además, que el Convenio 169 de la OIT no ha sido ratificado por 3 de los 9 países de la cuenca amazónica.

Que, la COICA es la instancia que representa a los pueblos indígenas de los 9 países de la cuenca Amazónica, para la defensa de los derechos y territorios de los 511 Pueblos Indígenas, y más de 66 Pueblos en Aislamiento Voluntario y Contacto Inicial que perviven en miles de comunidades de forma ancestral en 200 millones de hectáreas del bosque tropical más biodiverso del mundo y contiene una diversidad cultural única, basada en una relación holística con su territorio.

Que, los derechos de las mujeres, la familia, los pueblos indígenas y sus territorios siguen siendo transgredidos sistemáticamente no solo por empresas que desarrollan actividades extractivistas legales e ilegales, sino también por los propios Estados que, siendo los responsables de precautelar la vida y existencia de los pueblos, sus territorios y atender sus necesidades diferenciadas, con su acción u omisión se han generado conflictos sociales y ambientales al implementar políticas extractivistas como la minería a gran escala, hidrocarburos, agronegocios y otros, destruyendo la Amazonía sin valorar su riqueza natural y cultural.

Que, las constantes vulneraciones a los derechos de las mujeres indígenas, familias, pueblos y sus territorios indígenas amazónicos han sido continuamente denunciadas desde la COICA y sus organizaciones base en los 9 países, a través de espacios de incidencia internacional, regional y nacional, como en declaraciones públicas, con el fin de que el mundo entero conozca la realidad en la que viven.

Que, las mujeres y pueblos indígenas juegan un rol esencial para la estabilidad climática global, que han sido reconocidos y cuantificados científicamente, fundamentado en las prácticas, conocimientos y saberes ancestrales aplicados por los pueblos indígenas para la defensa los derechos comunitarios sobre el territorio, tierra y los recursos naturales, contribuyendo en la gestión sostenible y la conservación eficaz de los bosques.

Que, el único sistema y espacio seguro para las mujeres indígenas y familias de los pueblos indígenas de la cuenca amazónica frente a la crisis mundial sanitaria y climática, son sus comunidades y territorios, sin embargo, los Estados no han avanzado en el reconocimiento y gestión de la titulación, demarcación de tierras y territorios indígenas.

Por lo expuesto y ante la alarmante situación de los pueblos indígenas de la Amazonía, las mujeres indígenas de las organizaciones base de la Coordinadora de las Organizaciones Indígenas de la Cuenca Amazónica – COICA, EXIGIMOS a los gobiernos de los países amazónicos:

  1. Reconocer y respetar a la mujer indígena y familia como unidad fundamental de la sociedad y con esa lógica tomar medidas urgentes de protección para las comunidades indígenas, y nuestros hermanos y hermanas que también habitan en los asentamientos urbanos; garantizando además. la participación de la mujer indígena en el diseño e implementación de políticas públicas integrales con pertinencia cultural para enfrentar la
  2. Reconocer de manera pública a las mujeres, familias, pueblos y nacionalidades indígenas, como poblaciones especialmente vulnerables a la pandemia, debido a la presión permanente del modelo extractivista, sobre nuestros territorios y la exclusión histórica de los derechos a los servicios básicos e infraestructura de salud, educación, saneamiento y otros

Además, a las diversas instancias internacionales de acuerdo a sus funciones y competencia, SOLICITAMOS:

 3. A la Oficina del Alto Comisionado para los Derechos Humanos y el Relator Especial sobre los Derechos de los Pueblos indígenas ante las Naciones Unidas, ONU Mujeres, y Unicef que se pronuncien sobre la histórica desatención que hemos sufrido las mujeres, niños y niñas, familias y pueblos indígenas, sobre todo por la falta de políticas públicas no adaptadas a nuestras necesidades y

4. Activar de manera inmediata y permanente a las lideresas indígenas amazónicas de la COICA para incidir ante los mecanismos de gobierno local, nacional e internacional, con el fin de garantizar la defensa de los derechos y la inclusión de las necesidades diferenciadas de las mujeres en el diseño, planificación e implementación de la política publicas

5. A la cooperación internacional, activar los mecanismos de ayuda solidaria y atención humanitaria a través de las estructuras orgánicas de las mujeres indígenas de la COICA, mediante acciones con enfoque de género, que contribuyan a impulsar y fortalecer las iniciativas de la mujer indígena amazónica en la reactivación económica y bienestar social en los escenarios de pandemia y post

6. Se establezca una coordinación ágil y efectiva con las organizaciones de los pueblos indígenas y las autoridades respectivas de cada país con el objetivo de precautelar la salud y la vida de pueblos indígenas de la Amazonia frente a la crisis sanitaria, ya que si no se toman medidas urgentes estamos a puerta de un etnocidio.

7. Se garantice que los conocimientos ancestrales y mecanismos de producción tradicionales de las mujeres y pueblos indígenas sean incorporados en la construcción de herramientas que permitan la soberanía alimentaria, enfocadas en la economía de las comunidades productoras y la disponibilidad a fuentes de alimentación propias, con la participación activa de nuestras hermanas y el acceso equitativo a los beneficios generados.

8. Se garantice el acceso a la medicina ancestral, de acuerdo a los conocimientos y saberes de las mujeres y pueblos indígenas, en complementariedad con la medicina occidental, que permita además derivar en medios de producción sustentables para el sostén de nuestras familias y afrontar escenarios de pandemia y post

En caso de acción contraria u omisión pedimos a la comunidad internacional, mantenerse en alerta máxima ante el posible cometimiento de un acto de etnocidio y ecocidio.

Estaremos vigilantes sobre acciones y emergencias post covid-19 en territorios indígenas debido a que sabemos que habrá más presión y amenazas para intensificar la extracción de recursos naturales frente a las deudas contraídas por los gobiernos con los organismos multinacionales.

Desde los países amazónicos, a los dieciocho días del mes de junio de 2020, suscriben esta declaración, el Consejo Directivo de COICA y por las Coordinaciones de áreas de Mujer y Familia de la COICA.

1 OMS Cifras al 18 de junio del 2020. https://www.who.int/docs/default-source/coronaviruse/situation- reports/20200618-covid-19-sitrep-150.pdf?sfvrsn=aa9fe9cf_2

2 REPAM. Cifras al 17 de junio de 2020. https://redamazonica.org/wp-content/uploads/M78-COVID- 17_06_2020.pdf

3 BOLETIN REPAM – COICA Cifras al 16 de junio de 2020. https://drive.google.com/file/d/1TnGlyQy- uhkqW5sLX7K_8slunA- WY3FM/view?fbclid=IwAR1DFlapfdS9Hp8Cdk_ctGspSa_wwdxlXzVAjqk5EfyQto6nIfSVKOaHV70

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *